La tercera generación de normas regulatorias en telecomunicaciones

  • Juan Miguel de la Cuétara Martínez Pontificia Universidad Católica del Perú
    Catedrático de Derecho Administrativo, actualmente en situación de excedencia, abogado socio del despacho Ariño y Asociados de Madrid y consultor en materia de regulación de servicios públicos y sectores estratégicos. En sus treinta y cinco años de actividad profesional ha realizado una amplia labor docente del Derecho Administrativo general y económico en todos sus niveles, dirigido numerosas tesis doctorales y asumido importantes responsabilidades académicas y de gestión. Con numerosos libros y artículos publicados, es miembro activo de la Fundación de Estudios de Regulación, director de la REDETI (Revista del Derecho de las Telecomunicaciones e infraestructuras en Red), autor de importantes proyectos de ley y asesor degrandes empresas de los sectores de telecomunicaciones, energía y servicios públicos.

Resumen

La tercera generación regulatoria de las telecomunicaciones se caracteriza por una regulación mínima y poco intrusiva, unos mercados crecidos y maduros y la existencia de varios operadores que poseen y operan diversas redes interconectadas entre sí. Sucede a una segunda generación cuya principal preocupación consiste en incorporar competencia, controlar al operador telefónico establecido y facilitar la presencia de nuevos entrantes en el mercado, con amplio uso de las técnicas de regulación asimétrica. Las diferencias entre ambas son notorias y están claramente precisadas en el texto.
La evolución reciente de la telefonía móvil celular muestra que la transición entre generaciones es real, acreditando su éxito que los marcos regulatorios de tercera generación no solo son posibles, sino también resultan útiles para el desarrollo de redes y servicios avanzados. Por supuesto, existen peligros, y los reguladores deben cuidarse de no impedir u obstaculizar la evolución natural del sector hacia un nuevo marco de intervención mínima.
En este artículo se aportan indicaciones sobre el mejor camino para la incorporación del nuevo marco y sobre las materias de las que merece la pena ocuparse. Tras dar respuesta a algunos interrogantes que pueden surgir de una legítima preocupación por esta regulación «sin manos», el documento finaliza con unas pocas proposiciones que tratan de resumir su planteamiento y facilitar su debate.

Descargas

La descarga de datos todavía no está disponible.